Espacio Crítico 7 otoño 2009

noviembre 30, 2009

EN EL CIRCO… SE ESTUDIA, SE LAVAN LOS TRASTES Y SE ENAMORAN

Filed under: Reportaje Final — Etiquetas: , , , — Esmeralda Vazquez @ 4:08 am

Esmeralda Vázquez Tapia

El circo Hermanos Vázquez deja de ser acrobacias, cuerda floja, bestias dominadas por el hombre y payasos para abrirnos sus puertas a la vida cotidiana que cubre esa gran carpa azul; una experiencia única y conocida por pocos. Nos deja entre ver a partir de este relato y una serie de fotos un ambiente multicultural, algunos que simplemente decidieron seguir los pasos de sus padres y otros que haciendo maleta salieron de su lugar de origen para pasar de simples espectadores a ser partícipes del mismo…

“Entre papeleos para albergar un león bebé nos recibió nuestro anfitrión en el circo Hermanos Vázquez”

Hace apenas unos días me topé con una grata experiencia, inolvidable. Una amiga me ofreció la oportunidad de acompañarla a realizar una serie de fotos por el Circo Hermanos Vázquez, la idea en un inicio me pareció interesante; sin embargo, no esperé que fuera tan emocionante.

Pero, ¿qué es el circo? La cuestión del circo comienza con los romanos con un concepto no muy distante a lo que conocemos ahora. En la antigua roma también existía el malabarismo, las acrobacias y las pantomimas, chistes y números musicales de los juglares o clowns como parte del intermedio para hacer reír a los presentes en especial a los emperadores.

Lo que lo hacía diferente en su momento en comparación con el actual es que existían unos personajes denominados gladiadores, los cuales tenían que probar su fuerza frente a la bestia y en enfrentamientos con otros. Esto es lo que actualmente conocemos como domadores, no muestran fuerza sino dominio sobre la bestia.

El circo hoy en día es un espectáculo que atrae a grandes y a pequeños, en él se combina la magia de la función con el propio espíritu aventurero de los protagonistas. El montaje de las carpas, los animales, las estruendosas bandas de viento, todo se une para crear una atmósfera de sorpresa, expectativa y alegría.

Nace el circo Hermanos Vázquez, con una pequeña carpa en un pueblo del Estado de México

Nos cuenta nuestro anfitrión rápidamente al encontrarse apurado recibiendo a un león bebé, el cual nos dejó tocar unos instantes diciendo “acarícienlo antes de que me lo lleve a su jaula”. Mientras tocábamos al león, Don Ángel, nuestro anfitrión y encargado de la taquilla nos preguntó qué necesitábamos, le respondimos que sólo queríamos unas fotos, después de dejarnos esperando unos momentos volvió con una gran sonrisa diciendo: “ahora si las saludo como Dios manda”. Don Ángel, un señor de edad avanzada al que le apodan el obediente porque realiza todas las tareas necesarias dentro del circo, nos cuenta que el circo Hermanos Vázquez surge en el 69 en una pequeña carpa en el pueblo de Xaloztoc, Estado de México.

Don Ángel mientras nos encamina a la zona de remolques, relata quiénes eran los hermanos Vázquez, precisamente fueron ellos los que diseñan ésta carpa azul que hoy en día distingue al circo; además, se dedicaban también a realizar presentaciones en el mismo.

También el circo se ha dedicado a recrear producciones del cine importantes como el planeta de los simios, star wars, Tarzán y transformers. En los 90, el circo Hermanos Vázquez ya estaba consolidado como el número uno en México deciden expandirse llegando a lugares de América Latina como Nicaragua, Guatemala, El Salvador, Costa Rica, entre otros; además, de también establecerse en lugares de Estados Unidos como Arizona.

Actualmente el circo Hermanos Vázquez se encuentra divido en dos unidades, la primera siempre se encuentra en México o América Latina y la segunda se va de gira por los Estados Unidos.

Por supuesto, nuestra visita fue al de México y conforme avanzábamos entre los remolques fuimos recopilando historias de vida muy interesantes.

“Los Gani”: talento desde Brasil con toques argentinos y mexicanos

Miss Gatubela Nos aproximamos al remolque con una bandera extendida a todo lo largo de la puerta de Brasil. Una mujer madura con cabello rubio platinado, cara lavada pero con una gran sonrisa nos abrió la puerta, en un principio nos convertimos en las entrevistadas porque ella comenzó a cuestionarnos ¿qué de donde son? ¿qué a que vienen?, el objetivo principal eran las fotos y aprovechando que se encontraba realizando algunas de sus labores domésticas tomamos nuestra primera foto, nuevamente sin ningún desagrado voltea directo a la cámara y nos regala su gran sonrisa. Mostrando su adorable sencillez nos platicó de su vida y por supuesto, nos presentó a su familia.

El primero de ellos su esposo, Marcelino y mejor conocido en el mundo de espectáculo como el señor de los látigos. Un señor, con una cara bastante acabada, unos lentes viejos que muestran sus pequeños ojos por el gran aumento que tienen y argentino de hueso colorado debido a su acento bastante pronunciado además de portar la playera y gorra del equipo de fútbol, nos recibe con un “perdonen chicas pero hoy si no las puedo atender, necesito terminar de armar éste maldito aparato” por lo cual no quiso platicar mucho con nosotras; sin embargo, pudimos notar un fanatismo por expresiones mexicanas a cada rato nos preguntaba pero es que ¡¿cómo es esto que dicen los mexicanos?! ¡Viva México par de cabrones! A lo que nosotras corregíamos es ¡Viva México cabrones!. En ese momento arribó uno de los vecinos, un jamaiquino de cuerpo vigoroso gritando ¡Marcelo, amigo! A lo que él contestó ¡Hey!! Qué pasa amigo! Fíjate que acá están estas chicas, te las presento, que na más andan chingando con eso de las fotos ¿cómo ves cabrón?, el jamaiquino sólo reía moviendo su corpulento cuerpo. El jamaiquino pregunta ¿y qué hay de nuevo Marcelo?, contesta, naaaa, fíjate que ando practicando un mismo número como el tuyo, pero yo pienso pasar por la cuerda con una sombrillita, saltar y caer sobre una sola rodilla, pero pus ya sabes que pa el público es exactamente lo mismo así salga en calzones me aplauden jajajaja. En ese momento nos interrumpió su esposa diciendo pásense, pásense sentar, sentar, lo que nos dio a entender que aun no aprendía bien el español, conforme avanzaba la conversación nos dimos cuenta que realmente hablaba espa-portugués y a momentos nos dejaba atónitas porque no lográbamos entenderle ya que olvidaba hablar en español, hablaba rápido en portugués y decía Ohh! Perdonen en ¿qué nos quedamos?. Nos contó que lleva 16 años haciendo esto, le preguntamos cómo había llegado a esto del circo.

Todo comienza en Río de Janiero, a Mónica nuestra anfitriona, le gustaba mucho asistir al circo como un espectador común y corriente, arriba el circo Hermanos Vázquez a Brasil evento que ella no podía perderse. Durante el show descubre al señor de los látigos, el cual le impresiona con su espectáculo y es así como al término de éste decide ir a conocerlo, se toman un par de fotos y ella se va a casa. Al siguiente día Mónica regresa a ver al señor de los látigos, comienza el coqueteo y el enamoramiento, cuando se dio cuenta ya se había trepado al remolque dice ella riendo nerviosamente. Cuéntanos de tu preparación, nos relata que sólo su esposa y su hija se encargan de los látigos, ella sólo aprendió a sostener bien los objetos que su esposo rompe con los mismos. Tiempo después ella decide hacer su propio acto como Gatubela porque a ella le gustan muchos los gatos, empiezan a criar gatos y tarda un poco más de un año para entrenarlos, nos los enseñó todos, ella trabaja con un total de 15 gatos; sin embargo tiene a su favorito que él vive en casa y los demás en sus jaulas.

Conocimos a Félix, el más pequeño de la familia; un niño robusto, de tez muy blanca con peinado de mohicano, él por el momento no hace nada dice su madre con acento portugués y por lo que pudimos notar se la pasa enajenado a su PSP.

Arriba al remolque una niña de cabellos rubios, con una cara muy amigable y una sonrisa brillante en ese momento supimos que se trataba de su hija, nos saludó muy amablemente; sin embargo, nos comentó que tenía que irse a la escuela porque ya tenía muchas faltas. A nosotras nos intrigó eso de la escuela, así que decidimos seguirla y efectivamente en la zona de remolques existe uno llamado Escuela, dentro del remolque existen 4 bancas, cinco con la del maestro, un

 

Hija de los Gani en la escuela

pizarrón, un librero, una cama y las paredes adornadas con pósters de crepúsculo, patito feo y luchadores de la WWE. Al entrar, el maestro regañaba a Mónica (hija) por haber faltado así que tendría que realizar una investigación acerca de un tema y al parecer una vez más había faltado ya que el maestro comentó que la clase había sido en la mañana. Tuvo que regresar a casa donde su madre la regañó y en medio de una gran discusión en portugués decidimos dejarlos solos.

Los domadores: presumidos, caras bonitas y amantes del reggeaton

Caminamos hacia una zona de cajas de trailers adaptadas para ser camerinos, al llegar al de los trapecistas nos dimos cuenta que no había nadie en casa porque estaba cerrado con candado. Mientras pensábamos qué hacer, nos topamos con un par de jóvenes alrededor de los 20 años , los cuales se acercaron a acariciar a los tigres, eso nos sorprendió mucho. Uno de ellos con rayitos rubios en el cabello y el otro con una gorra estilo de baseball, ambos con playeras llamativas, aretes en las orejas, pantalones baggys y tenis de bota Nike; los dos muy bien parecidos y cuerpos torneados. Realmente no era el plan acercarnos o tomarles foto; pero intuimos que ellos podrían saber el paradero de los trapecistas, les preguntamos y subiendo a su camerino nos contestaron con un simple no sé aun con esta respuesta tan cortante mi amiga decidió pedirles una foto a la que accedieron pidiendo que saliera su póster de Daddy Yankee. Intentamos entablar conversación; pero, lo único que obtuvimos fue que se dedican a esto porque sus padres lo hacían también y después pusieron el reggeaton a todo volumen, resonaba en todos lados debido a las bocinas de alto calibre con las que cuentan.

Finalmente, Los Malverce: trapecistas, acróbatas y venezolanos

A la salida del camerino de los domadores nos topamos finalmente con Alberto uno de los hermanos Malverce, un chico de 15 años, bronceado y con un cuerpo tan bien definido que parecía de uno de 20. Nos saludó emocionado sobre todo porque le tomamos fotos y a su vez él nos enseñó unas fotos también. Con el pasar de las fotos nos iba platicando que el comienza en esto cuando conoce a su padrastro, el imitador de Michael Jackson en el circo apenas le acaban de otorgar una medalla por sus 30 años de servicio al Hermanos Vázquez. A Alberto también le empieza a gustar eso de vestirse como Michael Jackson y su padrastro lo comienza a entrenar junto con su hermano más grande para hacer acrobacias. Nos muestra un video en donde nos dice que su hermano el más pequeño ya está entrenando también. Le preguntamos qué le gusta hacer fuera del circo, a lo que nos contestó ¡Uy pana! Por el momento soy fan de crepúsculo y el día de hoy planeo ir a verla por segunda vez; pero, también me gusta ir al starbucks por el Internet gratis y jugar en las máquinas de video juegos. Y muy coquetamente nos contó acerca de su novia con la cuál había cortado un día antes pero regresaron. Sabes, el problema es que ella vive en Guadalajara y bien dicen que amor de lejos… dice riendo al mismo tiempo. En ese momento, arribó su hermano Luis un chico de 20 años, alto y con un cuerpo esbelto. ¡Pana! Pero ¡¿qué haces con dos chicas aquí?! Naaa no se crean que es broma hombre!, dice saludándonos muy efusivamente. Ambos comienzan a lavarse la cabeza para prepararse ya que estaba por comenzar el gran show; mientras tanto, Luis nos comenta que el tuvo que dejar el circo por un año para terminar sus estudios y acaba de regresar en éstas funciones; además, ambos nos dijeron que su plan a futuro es entrar a estudiar a la UNAM. Finalmente les preguntamos porque ellos no contaban con un remolque y nos respondieron que porque ellos viven en la ciudad de México desde hace bastante tiempo, sólo dejaron a su abuela en Venezuela; por lo tanto, tienen oportunidad de ir a su casa algunos días; sin embargo, si cuentan con un remolque que solo sacan para las giras fuera del D.F.

Y con ustedes….

Se llegó la hora de dar inicio al show, aparecen los ayudantes del circo, el presentador, el encargado de los animales, los músicos sonando las trompetas y los tamborazos de entrada haciendo juego con las luces, las presentadoras vestidas de renos esperando atrás del gran telón de terciopelo rojo, escuchan el llamado y salen rápidamente con una gran sonrisa en la cara a pesar del poco público que se presentó.

Se preparan los gani para salir con sus trajes de cowboys azules y las mujeres maquillándose de una manera muy llamativa para salir al gran show, este fue el momento que tuvimos para platicar con Mónica la hija mayor, nos cuenta que aún sigue en aprendizaje de los látigos, todavía no puede hacer lo mismo que su padre; sin embargo, todo el próximo año se dedicará a aprender un acto en la cuerda floja siente un poco de miedo; pero, también siente emoción de conocer

 

Las sritas. Gani en Maquillaje

algo nuevo. ¿No les dan ganas de maquillarse? Es que siempre que alguien viene a visitarnos y nos ve maquillarnos dice que les dan ganas también, a mi me da flojera maquillarme todos los días nos dice en un momento que guardamos silencio para tomar la foto al natural de esta transformación, con su ingenuidad nos hizo reír. Reciben la llamada de salida y después de un gran grito en familia desaparecen entre el telón rojo y se escucha el estruendo de los látigos.

 

 

 

 

 

 

Los gani en el gran show

Después vemos aparecer a los tigres, un mono trepado en un pony y un caballo negro hermoso, fuerte y grande. Es así como los domadores se preparan tras el telón, con sus pantalones negros entallados, botas negras de jinetes y un saco muy elegante con botones dorados.

En el patio junto a los tigres vemos calentando a los hermanos Malverce y nos muestran uno de sus números más importantes, consiste en que Luis sostenga a Alberto suspendido en el aire de cabeza con ambas manos.

Mientras tanto, Gatubela se prepara para hacer su aparición, un traje de cuero y su gato favorito al hombro sale con la canción the eye of the tiger. Los gatos comienzan su show, trepando sobre un palo delgado, en la rueda de los gatos y como acto principal zigzagueando pequeñas paredes de cristal, así se despide Gatubela de su diminuto público.

 

Los Malverce antes del escenario

Finalmente, llega el momento de los Malverce, tras el gran telón logramos captarlos antes de la salida y mostrando una bella sonrisa se logró una foto que ejemplifica la energía previa a su gran entrada. Nos escabullimos entre la lona y las gradas para apreciar el espectáculo y a pesar de ser regañadas por uno de los encargados, logramos una foto más de sus acrobacias. La poca gente en el circo les aplaude con emoción a pesar de una pequeña equivocación que tuvieron.

 

 

 

 

 

 

una de sus acrobacias

Para nosotras había llegado el final de nuestra aventura, por última vez fuimos tras bambalinas a despedirnos primero de los gani aunque solo pudimos despedirnos del señor de los látigos ya que no encontramos a los demás. Y por último de los Malverce, a los cuales encontramos un poco tristes por su actuación ya que se habían equivocado y Alberto se lastimó el tobillo; sin embargo se despidieron muy emotivamente y prometieron no perder el contacto con nosotras.

Lo que nos deja Don Angel…

El circo, a pesar de sus 200 años en México es un trabajo menospreciado, que tiene un atraso en comparación con otros países que cuentan con una escuela circense y aquí simplemente no lo hay. Se ha encasillado al circo nacional como un entretenimiento para las clases bajas; sin embargo, el circo es para y de todos.

Lo que nos deja a nosotras, es una experiencia exquisita de que en el circo se enamoran, se lavan los trates, se ve la tele, se lee el periódico, se va al super y se estudia. Y es una invitación a vivir el circo de otra forma, que vale la pena asistir a ver este grupo de personas que se preparan para salir a dar su mejor cara aunque solo cuenten con un presente.

 

 

 

 

 

Anuncios

3 comentarios »

  1. Muy interesante Esperanza, me hubiera gustado ver más fotos del lugar, de los trailers, nose…si existe un link nose de flickr o algo para ver más fotos porfa ponlo.

    Comentario por Israel León — noviembre 30, 2009 @ 8:38 pm

  2. que lindo circo! en verdad mis respetos me encanta.

    Comentario por myriam ponce — marzo 8, 2010 @ 12:19 am

  3. eso es de lo q estaba ablando

    Comentario por Alexis Manzano — noviembre 11, 2013 @ 9:55 pm


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: